¡Alto! ¿Estás prestando atención? Por supuesto que sí: estás leyendo sobre rojos intensos y ardientes. De todo el espectro de colores, el rojo es el que más llama la atención. El actual significado simbólico del color se remonta a tiempos prehistóricos, dado que nuestros ancestros consideraban el rojo como el color de la vida y la sangre.

Desde bailarines de flamenco hasta matafuegos, el rojo transmite pasión, entusiasmo y urgencia. Atrapa instantáneamente todas las miradas y es un excelente color para crear puntos focales en un ambiente. Un hall de entrada pintado de rojo carmesí es el sitio perfecto para recibir a los invitados, mientras que la cocina decorada con accesorios en rojo vibrante inspira el arte culinario.

Colores disponibles