En ciclismo, la tradición del líder de la carrera que usa una remera amarilla comenzó en 1919, en el Tour de France. Los periodistas querían poder identificar al corredor líder con mayor facilidad, entonces el director del Tour de France, Henri Desgrange, decidió utilizar una remera amarilla.

¿Por qué amarillo? Algunos dicen que se debe al patrocinador del Tour, un periódico llamado L’Auto, que estaba impreso en papel amarillo. Otros dicen que es porque, debido a los problemas de escasez durante la posguerra, el amarillo era el único color de remera disponible. Sin importar el motivo, hoy el amarillo canario representa de inmediato el éxito, por lo menos en el mundo del ciclismo.

Colores disponibles